Puntúa esta banda sonora
Imagen

ImagenImagenImagenImagen

The Great Wall

(La Gran Muralla)
Ramin Djawadi
     
Año:   2016
Sello:   Milan Music
Edición:   Normal
Nº Tracks:   18
Duración:   62:08
     
Ficha IMDB
Web del Compositor
 

 

Reseña por:
Juan Ramón Hernández

Imagen

1. Nameless Order (4:27)
2. Prologue (1:49)
3. What a Wall (3:46)
4. The Great Wall (4:30)
5. First Battle (7:39)
6. Captive Heroes (1:38)
7. A Clean Start (2:27)
8. We Are Not the Same (3:17)
9. Funeral Song (3:01)
10. Foggy Loyalty (3:02)
11. Fog and Fire (3:01)
12. The Greed of Man (1:57)
13. Fools and Thieves (3:16)
14. The Great Experiment (2:54)
15. Bianling Boogie (3:43)
16. Tower Tactics (4:20)
17. Powder Rangers (3:27)
18. Xin Ren (3:55)

Imagen

“Nameless Order”

 

“The Great Wall”

 

“First Battle”

 

“Powder Rangers”

Imagen
Lo bien que se adapta el estilo musical tan característico de Djawadi a este tipo de historias. Él lo sabe y le sabe sacar el máximo rendimiento.

Imagen
Que con solo leer Ramin Djawadi hay muchísima gente que no hace ni el amago de escuchar un trabajo suyo, perdiéndose buenos trabajos como el que nos ocupa.

Imagen
Muchos. Destacaré “Nameless Order”, “The Great Wall”, “First Battle” y “Powder Rangers” (que algunos lean bien, que en más de un sitio he visto escrito “Power Rangers”).

BSOSpirit opina

ImagenImagenImagenImagen

Nota media: 7,92

Ángel Aylagas (8), Josep Manel Blanch (8), David Doncel (9), Fernando Fernández (8), Asier G. Senarriaga (8), Óscar Giménez (8), Ignacio Granda (7), Juan Ramón Hernández (8), David Martínez (8), Antonio Miranda (6), Jordi Montaner (9), David Sáiz (8)
Producto palomitero que se consume con gusto

The Great Wall es la primera película de habla inglesa dirigida por el prestigioso realizador chino Zhang Yimou (Hero, La casa de las dagas voladoras, Las flores de la guerra), una cinta que, disfrazada con una producción visual apabullante, no viene a ser ni más ni menos que una película de héroes contra monstruos al servicio del puro entretenimiento y de unir lazos las industrias americana y china para futuros proyectos conjuntos.

Como no podía ser de otra forma, para potenciar esa unión la película cuenta en su reparto con estrellas hollywoodienses y del cine chino. Así pues, nos encontramos de un lado a dos mercenarios (Matt Damon y Pedro Pascal) que se ven envueltos en una batalla que data de siglos atrás entre la Orden que defiende la kilométrica muralla (encabezada por Andy Lau y Jing Tian) y una horda de bichardos llegados del espacio que cada 60 años hacen lo imposible por traspasar esos muros.

La película desde su comienzo ya despliega uno de sus puntos fuertes: el visual en cuanto a acción se refiere, con espectaculares escenas de batallas cuyo punto fuerte son sin duda el buen hacer de Yimou tras las cámaras para ofrecernos distintos ángulos que dinamizan mucho las secuencias. Los pocos momentos tranquilos que hay no entorpecen para nada el discurrir de la historia hasta llegar a su clímax y resolución. Damon y Pascal cumplen en sus respectivos roles (¡no pidáis desarrollo de personajes en una cinta de este tipo, por Dios! Aquí es todo sota, caballo y rey, no hay más). Para lo de Willem Dafoe mejor corramos un tupido velo… Lau y Tiang están también muy cómodos en papeles que no son ninguna novedad para ellos y se les ajustan como un guante. Destacar también durante sus poco más de cien minutos de duración cómo nos quedaremos admirados de la fotografía y esas paletas de colores tan características en el wuxia de Yimou, todo un festín para el sentido de la vista del espectador.

El otro punto fuerte de la película es, sin lugar a dudas, la música compuesta por Ramin Djawadi para acompañar esta aventura. La banda sonora se sustenta en dos temas principales. El primero de ellos interpretado por orquesta y coro, con una letra basada en un poema chino con más de 2.000 años de antigüedad (interpretado íntegramente en ese idioma por el Metro Voice Choir de Londres), tema asociado a la milenaria Orden que vigila las murallas y, más concretamente, al personaje femenino interpretado por Tiang, una música que nos transporta rápidamente a tierras lejanas, inexploradas y misteriosas gracias también a la utilización de instrumentos chinos como la pipa, el guzhem y el khim. Pero no os llevéis a engaño, el tema es 100% sello Djawadi con ese protagonismo tan característico que le otorga a los chelos, trompas y percusión en sus piezas. El segundo leitmotiv es el que va asociado a la lucha entre las fuerzas de los héroes y la de los monstruos, con igual protagonismo de metales, percusión y cuerda, que imprimen toda la fuerza y épica necesaria a las escenas de acción del film.

El primero es presentado en “Nameless Order”, justo al comienzo de la cinta, lo cual es una estupenda carta de presentación para meternos en la historia, el segundo hace acto de aparición en “Prologue”, para ya mostrar las amenazas y aventuras a las que se van a enfrentar los protagonistas. Ambos motivos son utilizados individualmente para el devenir de la historia en diversidad de cortes, brillando especialmente en la mencionada “Nameless Order”, “What a Wall”, Foggy Loyalty” o “Powder Rangers”, pero también vamos a disfrutar de la unión de ambos para dar luz a grandes tracks como “The Great Wall”, “The Great Experiment”, “Bianling Boogie” o el espectacular “First Battle”, todos ellos metiéndonos de lleno en la acción y derrochando adrenalina por los cuatro costados.

Como he comentado al principio, entre tanta acción también hay algún momento de respiro en la historia, siendo los más destacables “Funeral Song”, donde las cuerdas son absolutas protagonistas, y “Xin Ren”, que pone un gran broche en lo musical a todo el conjunto del score y del film.

Con esta banda sonora -y la también reciente WestworldDjawadi nos comienza a mostrar más poso como compositor y quien escribe solo espera que siga sumando muchos más trabajos así a su curriculum para alegría de los que disfrutamos con este tipo de composiciones.