Puntúa esta banda sonora
Imagen

ImagenImagenImagen

Zootopia

(Zootrópolis)
Michael Giacchino
     
Año:   2016
Sello:   Walt Disney Records
Edición:   Normal
Nº Tracks:   22
Duración:   62:47
     
Ficha IMDB
Web del Compositor
 

 

Reseña por:
Óscar Giménez

Imagen

1. Shakira – Try Everything (03:17)
2. Stage Fright (00:40)
3. Grey’s uh-Mad at Me (01:45)
4. Ticket to Write (01:08)
5. Foxy Fakeout (02:09)
6. Jumbo Pop Hustle (01:51)
7. Walk and Stalk (01:30)
8. Not a Real Cop (01:35)
9. Hopps Goes (After) the Weasel (02:20)
10. The Naturalist (03:10)
11. Work Slowly and Carry a Big Shtick (00:45)
12. Mr. Big (02:48)
13. Case of the Manchas (04:01)
14. The Nick of Time (05:03)
15. World’s Worst Animal Shelter (04:25)
16. Some of My Best Friends Are Predators (03:48)
17. A Bunny Can Go Savage (01:46)
18. Weasel Shakedown (02:05)
19. Ramifications (03:59)
20. Ewe Fell for It (06:38)
21. Three-Toe Bandito (00:44)
22. Suite from Zootopia (07:29)

Imagen

“Not a Real Cop”

 

“Ewe Fell for It”

 

“Suite from Zootopia”

Imagen
De todo el revoltijo de estilos, me quedo con los momentos más intimistas y emocionales, en especial el leitmotiv tristón que encontramos en “Not a Real Cop”, “The Nick of Time” y el final de “Ewe Fell for It” en su versión más intensa.

Imagen
La falta de cohesión global por el gran número de experimentos distintos, el exceso de mickeymousing y la sensación de que no tiene un gran tema principal que defina la partitura.

Imagen
“Suite from Zootopia” es la recopilación de los tres temas más destacables. De hecho, no será de extrañar que muchos aficionados se queden solamente con esta suite para recordar lo que era la música de Zootopia.

BSOSpirit opina

ImagenImagenImagenImagen

Nota media: 7,44

Ángel Aylagas (8), Fernando Fernández (7), Asier G. Senarriaga (9), Óscar Giménez (7), Ignacio Granda (7), Juan Ramón Hernández (9), Antonio Miranda (5), Jordi Montaner (8), David Sáiz (7)

 

Variedad de estilos para un exceso de fauna

zootopia-poster

La historia de una coneja que sueña con ser policía y acaba en la ciudad resolviendo un gran caso con la improbable ayuda de un pícaro raposo ha tenido muy buena acogida por parte de la crítica. Es una película divertida que combina con ingenio los ingredientes precisos de acción, misterio y emotividad que busca todo buen film de animación que se precie.

El título original, Zootopia, se ajusta con más rigor que el español –Zootrópolis– a la idea de un mundo utópico donde todo tipo de animales, sean depredadores o depredados, conviven en paz. A la ciudad llega la conejita Judy, recién graduada de la academia de policía, una novata con ansias de resolver importantes casos a la que únicamente le encargan vigilar los parquímetros para poner multas.

zootopia-ciudad

Sin embargo, acaba haciéndose cargo de un caso de desaparición y, con la ayuda del zorro Nick, irá tirando del hilo hasta toparse con una gran conspiración que pretende acabar con la buena convivencia existente entre la fauna de la ciudad.

El elegido para escribir la música de esta trama policiaca fue Michael Giacchino, muy curtido en esto de la animación y autor de geniales partituras para films de Pixar, desde The Incredibles a Inside Out, pasando por Ratatouille y Up, con la que consiguió el Oscar.

zootopia-padres

A lo largo y ancho de Zootopia, Giacchino nos presenta una enorme variedad de propuestas distintas, con estilos que nos trasladan desde los ritmos caribeños al soft jazz y de la meditación hindú a los punteos intrigantes de la mandolina asociados a la mafia. Y todo esto con la orquesta sinfónica entremezclada con un sinfín de instrumentos de todo pelaje: marimbas, xilófonos, vibráfonos, mandolinas, acordeones, tambores metálicos, bongos, congas, sitar, guitarras eléctricas con wah-wah…

zootopia-clawhauser

La edición discográfica es un batiburrillo de piezas muy distintas entre sí y el clásico recurso del mickeymousing, que sincroniza los ritmos y golpes de efecto con lo que acontece en la pantalla, aparece a menudo. Tal vez demasiado a menudo.

Habrá quien disfrute con tanta variedad de estilos y propuestas, que a decir verdad encajan bien con lo que se nos cuenta, pero esa misma mezcolanza de ideas también da cierta sensación de incoherencia en la propuesta global. O más que incoherencia, falta de cohesión.

Por otra parte, uno acaba de ver la película con la sensación de no haber retenido un tema principal. Si en algo ha demostrado Michael Giacchino ser un virtuoso es en su capacidad para crear temas principales sólidos, que definen por sí mismos las películas en las que trabaja. Pero no sucede así en Zootopia y la música que se te mete en la cabeza no es otra que la canción de Shakira “Try Everything”, que suena un par de veces a lo largo de la historia.

Con esto no quiero decir que no haya material temático en esta banda sonora. Claro que lo hay. Hay un leitmotiv para Judy, la coneja protagonista, que escuchamos con distinta instrumentación en varios momentos. Lo encontramos en “Foxy Fakeout” cuando muestra su buen corazón ayudando al zorro a comprar un helado.

 

Y vuelve a sonora poco después al principio de “Jumbo Pop Hustle”, cuando sigue al zorro y comprueba que todo ha sido un truco. También en algún momento de “Hopps Goes (After) the Weasel” y en la suite de los créditos finales.

zootopia-nick-judy-2

El zorro Nick también tiene su tema, un animado leitmotiv acompañado de percusión y que suele estar interpretado con marimba o metalófono, con un sabor setentero muy divertido. Lo escuchamos también en “Jumbo Pop Hustle”, acompañando sus correrías y de forma desarrollada en “Walk and Stalk”, durante la conversación que mantiene con Judy mientras caminan por las calles.

Otro de los temas destacados es de carácter intimista e introspectivo y acompaña las sensaciones de los dos personajes principales cuando están decaídos. El piano, a veces con vibráfono, es el instrumento que suele ejecutar los acordes lentos de este tema de claro componente emocional. Lo podemos escuchar en “Grey’s uh-Mad at Me” y “Not a Real Cop”, cuando de niña Judy es amenazada por unos matones y más tarde cuando tiene dudas sobre su futuro como policía tras su primer día de trabajo, o cuando Nick le explica a la coneja su triste infancia, que dio lugar a su carácter desconfiado en “The Nick of Time”.

zootopia-comadreja

Mención especial merecen los momentos de acción. Los metales y la percusión se lucen en cortes como “Hopps Goes (After) the Weasel”, cuando Judy persigue a una comadreja por las calles de la ciudad, recursos que se repiten en la segunda mitad de “Ramifications”, con Judy y Nick huyendo de la guarida de los villanos en un vagón de metro.

zootopia-naturalist

Hay otras piezas –o experimentos- que vale la pena mencionar. Aparte de los divertidas instrumentaciones bailongas de “Grey’s uh-Mad at Me” o “Ticket to Write”, Giacchino nos evoca la India con el sonido del sitar en “The Naturalist”, cuando los protagonistas visitan una especie de templo de meditación donde los animales -¡cuidado!- están desnudos…

 

…o nos estremece con la mandolina, el acordeón y el violín cuando acuden a pedir información al jefe del crimen organizado en “Mr. Big”.

zootopia-perezoso

También es un experimento curioso utilizar música cómica, a base de pizzicatos y metalófonos, contrastando con la lentitud de los perezosos que ejercen como funcionarios en “Work Slowly and Carry a Big Shtick”.

zootopia-gazelle

El score contiene algunos momentos emocionalmente intensos y realmente conseguidos. Uno de ellos me recuerda al tema de la partida de Lost, aquel que sonaba en la primera temporada cuando varios personajes partían en una balsa hacia el océano en busca de ayuda. Concretamente, en Zootopia suena al final de “Some of My Best Friends Are Predators” y acompaña las palabras sobre amistad y convivencia de Gazelle, la cantante de moda a la que presta su voz Shakira.

 

El triunfalismo emana en todo el tramo final de “A Bunny Can Go Savage”, cuando Judy consigue atar cabos y vuelve a Zootopia desde su pueblo natal para intentar arreglar todo el desaguisado.

zootopia-oveja

Y el clímax de la historia se recoge en “Ewe Fell for It”, el corte más largo si exceptuamos la suite final. Su comienzo subraya la tensión y el misterio, con frases amenazadoras de metales y percusión que suben y bajan la intensidad a demanda de la escena. En la segunda mitad, con el caso resuelto, escuchamos la melodía de “Walk and Stalk” mientras los periodistas se hacen eco de la noticia, y la parte final está dedicada a la emotividad y la esperanza, acompañando el discurso final de Judy con una variación optimista, casi mística, del leitmotiv de tono emocional que habíamos escuchado antes en “Not a Real Cop” o “The Nick of Time”.

zootopia-bogo

Es precisamente ese tema el que abre la “Suite from Zootopia”, que integra los tres leitmotivs principales que he comentado en esta reseña. De los tonos depresivos pasa a la solemnidad y el triunfalismo, tal como se presentaba al final de “Ewe Fell for It”, de nuevo a la introspección a base de metalófonos. Más allá del minuto 3 se anima introduciendo el marchoso tema de Nick al estilo de “Walk and Stalk” y hacia 4:39 aparece el tema de Judy, primero con metalófonos y después con la orquesta en clave emocional. El mismo tema tristón que abre la suite ocupa la parte final con piano y violín. En fin, una suite perfecta como resumen de lo mejor de la banda sonora.

zootopia-mr-big

La conclusión de todo esto es que Giacchino se ha marcado un trabajo muy currado, pero la excesiva diversidad de estilos y propuestas va en contra de la cohesión, algo que, junto a la falta de un gran tema principal que se nos meta en el cerebro –como suele ser habitual en sus bandas sonoras-, nos deja la sensación de que está uno o dos escalones por debajo de los mejores trabajos del compositor.